Salterio Online

Bienvenidos al blog de Tomás Garcia Asensio también conocido como Saltés. Los que me conocen sabrán de que va esto, y los que no, lo irán descubriendo...

domingo, 11 de enero de 2009

Ateismo por exceso.

Este post, precedido por uno de los últimos dibujos del Salterio, se lo dedico a Edu y a Rubensan.LAS TRES FUNCIONES.


Estoy acabando de leer el libro de Georges Dumézil “Los dioses soberanos de los indoeuropeos”que me está costando mucho recorrer completamente, porque apenas si está cocinado. Ya que te descarga el suministro y allá te apañes. Es de agradecer, pero es para gente más cultivada. Me entero a duras penas, pero no puedo dejarlo porque, al fin y al cabo, averiguo cosas interesantes.

Lo que os voy a contar seguramente no es lo que pone en el libro, sino lo que me ha parecido entender, y lo que me ha sugerido. Porque si es que te quieres enterar de lo que pone, mucho me temo que tienes que subir ese calvario ¡Y no es seguro!

Veo, veo que lo que está al uso es un “ateismo por defecto”, cuando lo que más me llama la atención es el “ateismo por exceso”.

Quiero decir que “lo sagrado” está muy arraigado en la gente de bien, no en los golfantes. Por ejemplo cuando se dice que las deudas son sagradas, o que es sagrado el cumplimiento de las obligaciones, o que la lealtad familiar es sagrada.

Lo “legal” es sacralizar lo fundamental, que es indiscutible e insoslayable. Mientras que lo “beato” es considerar que lo sagrado es fundamental, indiscutible e insoslayable.

No es que tal cuestión sagrada sea el NO VA MÁS. Sino que el NO VA MÁS es algo que es necesario sacralizar. Y se sacraliza.

Pero no parece que haya un “NO VA MÁS” universal e indiscutible, sino que cada grupo social tiene el suyo. Y parece que el extensísimo y antiquísimo grupo social indoeuropeo tiene uno propio.

No sé muy bien como llamar a esos “NO VA MÁS”. Le llamaré “NV+”

Pues bien, el “NV+” de los indoeuropeos tiene tres FUNCIONES principales: La 1ª que es la PARADIGMÁTICA, la 2ª que es la COMBATIVA y la 3ª que es la ECONÓMICA.

La 1ª FUNCIÓN es esencial. Es la que determina la entidad, configurando culturalmente al grupo social.

La 2ª FUNCIÓN es la relativa a la seguridad. Asegura, con total resolución, la existencia y extensión del grupo social. No está sujeta a lógica alguna, es por cojones. De natural competitiva se cultiva no solo con la guerra, también con el deporte.

La 3ª FUNCIÓN es la que posibilita la supervivencia. Generando y administrando los recursos y las riquezas del grupo social.

Según los “principios” del ATEISMO POR EXCESO, el NV+ es lo esencial, y como tal se sacraliza, y se le suele revestir “teológicamente” por lo que se le atribuyen divinidades.

A los ATEOS POR DEFECTO les repugna “revestir teológicamente” al NV+. Por eso niegan la existencia de Dios.

Como dicen algunos místicos sufíes y otros indúes: Dios es la primera manifestación fenomenológica de algo más esencial que es innombrable, inaccesible y absolutamente desconocido.

¡Es cojonudo! Es algo a lo que me refiero en “El misticismo ateo” (Cliquear en el título en rojo y sale).

Pues bien, entre ese “algo más esencial que es innombrable …” y Dios (o el NO-DIOS de los ateos), están los NV+ de los diversos grupos sociales. Y de aquí el lío del libro en cuestión, porque para atribuir dioses a las funciones no hay acuerdo universal ni perdurable. La gama de atribuciones de funciones es de este género:

Todas a un Dios (digo yo que esas serán las religiones monoteístas).

O se las reparten. entre dos. Son las religiones duales que son muy frecuentes. Las divinidades de ese corte que se llevan la palma son MITRA y VARUNA.

O entre tres.

Estamos hablando de un periodo de tiempo muy dilatado, que se inicia en el neolítico. Y continúa a lo largo de la prehistoria y la historia hasta nuestros días.

Los esquemas se repiten, como por ejemplo el triteísmo induista: Brahama para la 1ª función, Shiva para la 2ª, y Visnú para la 3ª.

Lo que pasa es que a Brahama le hacen poco caso. (Estuvimos viendo el único templo de Brahama que hay en toda la Índia, que está en Pushkar, en el día del año que se le dedica. Llevamos las ofrendas, que eran como panchitos y comulgamos y todo, con agua y trocillos de azúcar. Nos dijeron que ese día era “el cumple de Brahama”).

Al intervenir poco Brahama queda una “biteismo”: Shiva de la guerra y Visnú de la prosperidad.

Pero como de los dos, Shiva parece el más influyente, queda un monoteísmo encarnado por Shiva. Tiene fama este dios de destruirlo todo. Pero también lo reconstruye. Y también cuida de la doctrina. Es decir que se encarga de todo. Reina en Benarés que es el cogollo de hinduistas, budistas, jainistas ¡y yo que sé!

Es curioso lo de la Santísima Trinidad, que como decía un día, tiene claras resonancias del “triteísmo” (politeísmo de tres divinidades), es relativamente reciente, ya que se incorpora oficialmente a Cristo en el Concilio de Nicea en el siglo IV y al Espíritu Santo un siglo más tarde en el Concilio de Calcedonia. A los fieles de las religiones monoteístas “puras”, como el Judaísmo y el Islamismo, la Santísima Trinidad les huele a politeísmo, y se muestran un poco reticentes.

Como veis es razonable pensar que Dios no deba situarse en el cogollo mismo, ni siquiera en la primera capa, sino en la segunda.

Es probable que de negarse el centrismo divino se esté profesando un ATEISMO POR EXCESO ¡Pero es que todo queda más claro!, aunque es más difícil de entender. Por lo que los CREYENTES siguen el juego, los ATEOS POR DEFECTO optan por romper la baraja, y los AGNÓSTICOS se hacen el longuis ¡Así es la vida!

11 comentarios:

rubensan dijo...

No acabo de entender la diferencia entre ateísmo por defecto y por exceso.

De todo lo demás que dices, me voy a fijar en la Santísima Trinidad, que yo creo que es el aspecto más exótico del catolicismo, y que no entiendo a qué viene. Especialmente curioso me parece el Espíritu Santo, que no está muy claro qué o quién es, ni cuál es su papel en este embrollo. Lo curioso de la trinidad es que no tiene una asignación (al menos clara) de roles a sus miembros, como sí es el caso que comentas del hinduísmo. Y luego, como huele a politeísmo, se cepillan el problema con eso de que son tres en uno y a correr.

Saltes dijo...

Socio: eso del ateismo por exceso o por defecto no es más que un rollo que me he inventado que no tiene importancia. De todos modos el sentido que le doy es que:

El "por defecto" es el usual: que a uno no le convencen las doctrinas al uso, niega su existencia y a otra cosa.

El por exceso es el que considera a Dios una especie de rotulador fosforescente, con el que las autoridades religiosas marcan aquello que quieren que no pase desapercibido, y que se tenga muy en cuenta de modo indiscutible. Y se admita tan íntimamente que se ame apasionadamente.

Eso implica que lo más importante no es el rotulador, sino lo rotulado. Ergo lo resaltado como divino es más importante que la divinidad.

Creo que es ateismo porque colocas a lo que sea por encima de Dios. Y a Dios por debajo de lo que sea.

Y es por exceso porque evidentemente esa "doctrina" ¡es un exceso! ¿no?

edu dijo...

Vaya con los sufis! le dejan a uno muy tranquilo.
Siempre me parecieron cuentos las imagenes que hacen de dios todas las religiones y también los superpoderes que le atribuyen.
Lo que nos cuentas de LAS TRES FUNCIONES puede explicar algo no?.
Lo bueno del sufí es que ni se atreve a nombrarlo! me parece muy bien. Lo unico de lo que estaba seguro es que de existir "dios" no se parecería en nada a las ideas que nos hemos hecho de el.
Un gusto leer de nuevo El Misticismo Ateo.

Saltes dijo...

Creo, Edu, que las funciones son los paradigmas de las sociedades, lo que a Rubensan le gusta llamar principios. Y el papel atribuido a Dios o a los dioses no es más -ni menos- que el de hacer efectivos y perdurables esos paragigmas o principios.

Lo que pasa es que pasa es que para los ateos el divino avalista carece de solvencia ¡pero la hipoteca hay que pagarla!

Ana dijo...

............me he perdido.........
:-)

Elena.gutierez dijo...

yo, mi querido tío debo admitir que no he conseguido entender casi na de este post. creo que la culpa es mía, por ser una analfabeta en el ateismo, el hinduismo y claró esta en mitra y varuna (anuqe a Shiva y a Brahama llego, malamente, pero llego.
me temo que me has superado
Aunque lo del foscorecente lo he pillao (menos mal, ya me estaba preocupando)

Saltes dijo...

¡Con este post -evidentemente- he fracasado!

No me causa ninguna frustración, porque de 97 o 98 haberla cagado estrepitosamente en uno solo, pues sigue siendo un promedio cojonudo.

Ahora que en este la he kagado en el 100 X 100.

No sólo por la unanimidad de comentarios que aquí pueden leerse. Porque mi amigo Agapo me ha dicho por teléfono ¡Bórralo! me ha dicho también que por lo general me explico con claridad y este es un horror.

No pido disculpas porque mi intención, como siempre, ha sido buena... ¡la vida es así! y no hay que maquillarla. Ni hace falta que uno quiera parecer mejor de lo que es realmente.

Ana dijo...

Oye, que no la has cagadoooooooo.
El blog es tuyo y escribes lo que te da la gana, no??
Pero claro, los que comentamos también escribimos lo que queremos... Así es esto... :-)
Pero yo solo quería decir que no me he enterado de nada por si me lo aclarabas un poco y podía comentar algo más............ Aunque con la aclaración que le hacías a Rubensan tampoco me he enterado... Así que igual me espero a comentar en el siguiente post, el que esperamos ansiosos!!! :-)

Saltes dijo...

Ana: he conseguido no hacerme entender absolutamente.

La idea que no consigo transmitir es muy simple. A ver si ahora tengo + suerte.

Se dice que en una sociedad creyente lo más importante es Dios. Del que manan los principios fundamentales. Que al tener un origen divino son verdaderos e indiscutibles.

Y lo que yo digo es que lo más importante son los principios fundamentales.

Y para que se acepten como verdaderos y no se discutan se inventa la figura de Dios.

Al que se le atribuyen tales principios y con ese aval divino se espera que sean indiscutidos = indiscutibles.

Ana dijo...

¡Ahora sí! :-)
Y ya veo la relación con el debate anterior, que me pilló de vacaciones, pero me pareció buenísimo.
Pues yo creo que todos teneis razón, porque estais todos diciendo más o menos lo mismo...
Lo malo es cuando la gente no piensa y asume lo que le dicen que tiene que creerse, y les resulta más fácil con algo absoluto como Dios. Siempre habrá alguien que determine cuales son los valores que hay que tomar. Religiosa o no, suele ser gente inteligente, y los valores a grandes rasgos suelen ser correctos. Pero el problema surge cuando por el absolutismo de Dios, se asume como bueno todo el pack, y hay parte que se las trae... Así que yo, como Isa o Edu, veo mejor tomar valores de otros una vez reflexionados, y que sea de alguien que no imponga tanto como Dios, para poder valorar lo que asumes y lo que no.

Saltes dijo...

¡Por fin Ana!

Que la gente piense es malo y peligroso para los que mandan.

Por eso los dogmas son tan absurdos. Para que sea imposible razonar sobre ellos. Con lo que resultan inalterables a través de los siglos.

Además mantiene alejados a los herejes.